TRADUCTOR
English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

agosto 16, 2015

S/T 28



La envidia... 
en mí no existe
nunca la dejé nacer
fue una y otra vez mi aborto espontáneo
 el  útero de mis emociones no aguantó sus pulsos
por eso me río 
cuando insisten en clavarme colmillos
aquellos rollizos seres de carne y anónimo rostro
cuando desean empobrecer mi aire
que pena me dan
solo son bizarros ecos de otros pequeños ruidos
que deliran borrachos

mas 
reconozco que
no estoy exenta de  pecado...
pero eso es para otro poema
cuando la pluma 
baile el agua de mi mente.



© lichazul ®
2015
Blog Donde Perderse

11 comentarios:

El collar de Hampstead dijo...

Que se larguen con sus apestosos colmillos.

Besos Elisa.

Manuela Fernández dijo...

La envidia es un sentimiento que lleva a la destrucción y solo sirve para llevar infelicidad por donde quiera que se asiente.
Solo los que la dominan disfrutan de lo que poseen. En caso contrario la insatisfacción permanente es una de sus consecuencias.
Bonita entrada.
Un beso y feliz fin de domingo.

TORO SALVAJE dijo...

No merecen ni una palabra tuya.

Besos.

lichazul alqantar dijo...

millón de gracias
besitos


TORO, eres un sol delicioso!!!

Rafael dijo...

Sonrío y ya quiero conocer ese "otro pecado" que dices. (Es broma...)
Un abrazo Ely.

J.Carlos dijo...

Hay envidias y envidias; la mala es destructiva, en el fondo desea todo el mal posible a la persona envidiada, pero está la "sana" aquella que nace de la admiración y del respeto y el desear tener esos dones por los que admiramos a alguien.
Te envidio mucho Elisa, "sanamente", por como escribes y como piensas.
Besos

PieL dijo...

La envidia corroe el alma, pobres almas digo yo en las que anida

y quien esté libre de pecado que levante la mano.. no digo piedras que seguro que me dan y me descalabran :P

Abrazos y gracias por tu huella

que tu semana sea genial

lichazul alqantar dijo...

mil gracias
abrazos

para mí la envidia es una sola, sin apellidos ni excepciones

Carlos Augusto Pereyra Martínez dijo...

NO tebemos tiempo para la envidia, nos conciliamos con la palabra para no ofendernos, y blindarnos de la misma envidia, o el arribismo de los otros. UN abrazo. Carlos

Magdeli Valdés dijo...

bueno
hay muchos que viven de eso..ni ellos o ellas mismas se soportan

...

Eric Lavergne dijo...

Bueno, por lo menos no tienes este defecto, que es a mi parecer la principal causa de la mayoría de los males que azotan el mundo....
Abrazos.

Total Pageviews