TRADUCTOR
English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

septiembre 25, 2014

Nunca te olvidé

                                                     pp

Ojos de Cielo, mi cielo delicioso
cuánto polvo en nuestros zapatos 
fuimos de camino en camino
haciendo destino 
hilando redes 
recogiendo margaritas 
inventando mañanas con luces y candilejas
como si la vida nos resbalara de las manos
fuimos sembrando al paso del planeta

Ojos de Cielo, mi cielo anochecido
dónde fue que el giro nos soltó
anduvimos errantes
perdidos de nosotros mismos
enredados en torbellinos
sorteando abismos  cayendo en sus fauces 
buceando con espectros 
bebiendo destilados amargos
como si la vida nos hiriera a mansalva
fuimos escarlata soledad  en la tierra

Ojos de Cielo, mi cielo amado
nuestros giros llevan el nombre
somos el acorde en el eco sidéreo
aire y fuego
la maravilla de la vida nos besa los labios
somos el milagro del  amor verdadero.

© lichazul ®
2014
Blog Donde Perderse

30 comentarios:

Rafa Hernández dijo...

Que hermosura de poema Elisa, y esos Ojos de Cielo siempre serán como los tuyos.

Besos Elisa.

Isabel Martínez Barquero dijo...

Milagros como estos son los apetecidos por cualquiera, porque el amor, además de misterio, es milagro, como tú bien señalas. Eso sí: a veces escuece, pica y duele como un mal bicho. Pero no existe nada comparable a él.
Besitos, Elisa.

Rafael dijo...

Ojos del cielo que nos miran y a los que tanto buscamos.
Un abrazo.

Julito Chés dijo...

Hoy en mi comentario un poema de E. Dickinson, traducido por I Garde.
Espero que te guste.

El lujo de comprender,
Ese lujo sería
Verte una sola vez
Y volverme un Epicuro.
Cualquier Presencia Tuya
Traerá la novedad del alimento.
Poco recuerdo del hambre
Después de haberme surtido tan bien.

El lujo de meditar;
El lujo fue el banquete de Tu Rostro,
Don de suntuosidad

Para esos días normales, cuya mesa lejana
-única certeza que veo-
Está provista de sólo una migaja,
La conciencia de Ti.


Versión: Isaías Garde



EMILY DICKINSON - 1815

The Luxury to apprehend
The Luxury 'twould be
To look at Thee a single time
An Epicure of Me
In whatsoever Presence makes
Till for a further Food
I scarcely recollect to starve
So first am I supplied -

The Luxury to meditate
The Luxury it was
To banquet on thy Countenance
A Sumptuousness bestows

On plainer Days, whose Table far
As Certainty can see
Is laden with a single Crumb
The Consciousness of Thee.

poemas lichazul dijo...

gracias a todos

Julito bonito poema
pero que tiene que ver con mi trabajo de hoy?

buena jornada

Rodar y Volar Carmen Silza dijo...

Hermosos ojos de cielo por donde camina el Amor.Precioso Elisa
Un abrazo.
Feliz tarde

Dionisio ALVAREZ T. dijo...

Nunca te olvidé…
Pero cómo olvidar esos “ojos de cielo”, que han dado música y sentido a la razón de tú ser... “aire y fuego” en el encuentro volitivo del “amor verdadero”. Un abrazo Elisa

María Socorro Luis dijo...

Me gusta el ritmo y el aire dinámico y atractivo que le has dado a este poema. Muchos besos, poeta.

poemas lichazul dijo...

muchas gracias por sus hermosas palabras
tengan una jornada preciosa

Liz Gallegos dijo...

me gusto la sutileza en el dolor y en la nostalgia envuelto en dulces recuerdos que queman profundo.

un beso

poemas lichazul dijo...

muchas gracias Liz, recién vengo de tu blog, eso es sincronía del pixel

besitos

Manuel López Paz dijo...

Genial guapa. Hermoso.

Besote

María Blanca dijo...

Ojos de cielo que no se pueden olvidar...además de cielo anochecido..."la maravilla de la vida nos besa los labios"...
Bello, muy bello...
Besos

Mirella S. dijo...

Es un poema con un encanto especial, Elisa, nostalgioso y lleno de imágenes muy bellas.
Ah... el amor...

Un fuerte abrazo.

El collar de Hampstead dijo...



Cielos preciosos el delicioso,el anochecido y el amado.
Los tres conteniendo sentidos versos .
Los protagonistas de ese amor no se olvidarán.

Besitos

MarTY dijo...

siempre magistral. rosas siempre desde méxico a chile,

Verónica Calvo dijo...

Precioso poema, Elisa.
Te creces.
Estás dándote un giro muy interesante.

Besos y buen finde

Taty Cascada dijo...

A veces las partes que nacieron para estar unidas se pierden, se extravían en el camino; pero es lícito y necesario que acontezca para lograr, la unión definitiva que solo el tiempo puede entregar.
Abrazos querida Elisa.

poemas lichazul dijo...

Muchas gracias a todos por sus lecturas y opiniones
abrazos colorinches
pasen un precioso fin de semana

Carlos Alberto. dijo...

Elisa, qué hermosura de poema.
se me enchinó la piel.

besos
carlos

Sandra Garrido dijo...

hay quienes permanecen en nosotros toda la vida, como el cielo y la luz. Gracias por tus palabras que siempre están ahí a pesar de mis abandonos.

Besos

PEPE LASALA dijo...

Un milagro así siempre es bienvenido, el milagro del amor, cuando dos corazones laten profundamente y se entrelazan entre sí. Precioso Elisa. Un fuerte abrazo y buen fin de semana amiga.

poemas lichazul dijo...

muchas gracias
en primavera el amor saca sus garritas dulces jajajja

abrazos y buen fin de semana

Vivian dijo...

Yo no sé si es la primavera, pero la gente anda por ahí enamorada!
Hermosa poesía Elisa, es un canto optimista en medio de tanto desamor. (Es mi punto de vista, he, quién sabe si Cupido está detrás del ventanal y yo no lo veo)
Besos

Antonio Torres Márquez dijo...

La vida es tan bonita, que parece de verdad.

Saludos.

poemas lichazul dijo...

VIV qué linda sorpresa!!!!
mil gracias , besitos y abrazos energéticos, de seguro la prima vera viene con su galán de sorpresa por tu lado ;)
ojo piojo

Antonio
así parece
salutos

Eduardo F. Muñoz dijo...

Es que sólo el amor hace creer en los milagros.
Besitos de fin de semana, Licha

Joaquín Galán dijo...

"Ojos de Cielo, mi cielo delicioso...somos el milagro del amor verdadero."

De principio a fin, un poema igualmente delicioso.
¡Las vueltas que damos alrededor de nuestros deseos cuando no sabemos nada de amor!¡Qué desamparo hay en nosotros en esos primeros escarceos!

Buen sábado, Elisa.

Meulen dijo...

si es belleza esto de reencontrarse en esos ojos y salir gritando todo lo de la maravilla que brota en este pasar...y que a veces dejamos pasar sin mas...

Carlos Augusto Pereyra Martínez dijo...

Cómo nos inventamos el mundo o lo hacemos...caminantes de nuestros sueños e iluasiones...UN abrazo Carlos

Total Pageviews